El verano, el movimiento de personas a destinos de playa y montaña, los alojamientos en hoteles, albergues, hostales y apartamentos turísticos, son el caldo de cultivo ideal para la proliferación de plagas como las temidas chinches. Una plaga que había quedado en el olvido pero que en los últimos años ha reaparecido y con mucha fuerza.

Las chinches tienen su hábitat en los dormitorio. Adoran los textiles y los colchones de las camas. El desconocimiento de éste tipo de plaga, por la población, y la falta de información por parte de las instituciones, favorece la proliferación de ésta plaga. Una proliferación que podría evitarse con una correcta prevención y una detención a tiempo.

Cómo detectar que hay plaga de chinches en un alojamiento o en tu casa

Manchas en sábanas o fundas del colchón. Son manchas pequeñitas, del tamaño de una cabeza de alfiler y son de color marrón, son los excrementos de las chinches. Si detectas manchas amarillas, son restos de la muda del propio insecto. Si lo que ves en las sábanas, son manchas rojizas, son los restos de sangre. Las chinches se alimentan de sangre. Muy desagradable, ¿Verdad?.

Picaduras: Si notas que por. la mañana te levantas con picaduras que desarrollan en manchas rojas alrededor y con picor y escozor, revisa bien el colchón, la ropa de cama y el canapé de la cama. Las plagas de chinches no son una amenaza seria para la salud, pero suele causar una fuerte comezón que puede terminar en una infección. Las picaduras se suelen presentar como marcas rojas en grupo y con poco espacio entre ellas. Inicialmente la víctima puede sentir una pequeña sensación de ardor.

Picaduras de chinches de cama: Fotos, tratamiento y prevención

Cómo se comportan las plagas de chinches

Una chinche adulta puede extraer cantidades de sangre que pueden superar siete veces su peso. No todas las personas tienen la misma predisposición a sufrir picaduras de las chinches. Sus víctimas deben ser atractivas por el calor corporal y el dióxido de carbono que exhalan en la respiración. Y, aunque no es un insecto nocturno (como es el caso de las cucarachas), casi toda su actividad transcurre por la noche, que es cuando sus víctimas son más apetecibles, algo que hace complicado localizarlas.

Cómo se reproducen las chinches y dónde buscarlas

Tras comer, vuelven a su escondite, donde  ponen los huevos (hasta cinco diarios por cada hembra). Pueden subir por paredes y andar por techos rugosos, y suelen esconderse en rodapiés, moquetas o alfombras, cabeceros, armarios, sofás, detrás de los cuadros, los enchufes e interruptores, y sobre todo en las costuras de colchones, almohadas y ropa de cama. Así que ya sabes dónde buscar…

En contra de lo que se pueda pensar, las chinches no están directamente relacionadas con la falta de limpieza. Y, aunque la higiene (ducha diaria y lavado de la ropa) sigue siendo el método profiláctico más eficaz contra este insecto, de poco o nada sirve si uno acaba durmiendo en una cama infestada de chinches.

Ropa de cama, colchones. ¿Qué hacer para protegernos frente a las chinches?

Las sábanas, colchas, edredones y fundas de colchón y almohadas deberás lavarlo a 60 grados en la lavadora. Esa temperatura será capaz de eliminar los huevecitos y las chinches en fase de crecimiento.

En el caso de los colchones, es eficaz el uso de vapor después de haber cepillado y aspirado, ya que se puede acceder fácilmente a los escondites como costuras del colchón o grietas de la cama. Pero en un caso de infestación nada de esto será suficiente.

Los tratamientos para eliminar chinches

En Codaplaga salud ambiental, realizamos una triple combinación para la eliminación de chinches: choque térmico, pulverización y nebulización de toda la vivienda. Ésta combinación deberá realizarse en dos fases con 15 días de diferencia entre ambas fases para conseguir eliminar huevos, ninfas y adultos.

Puedes pedir presupuesto en info@codaplaga.com

Deja un comentario